Doble click para editar
Toca para editar

Reduce tus residuos

Nunca subestimes el impacto positivo que tus acciones pueden tener. La conservación marina comienza contigo.

Guia Residuo Cero

Bea Johnson, la creadora del movimiento mundial Residuo Cero, visitó por primera vez Mallorca, el pasado 20 de noviembre de 2019. En un emocionante evento en el Trui teatre, organizado por Viveco y Save The Med, Bea nos enseñó cómo reducir los residuos en casa, así como llevar una vida más minimalista y respetuosa con el medio ambiente. Ella contó su propia experiencia, del lugar donde vive. 


Para que todos los que vivimos aquí en la isla podamos aplicar los conocimientos de Bea a nuestros propios estilos de vida, hemos recopilado la información sobre algunas de las empresas de Mallorca que ofrecen productos que facilitan una vida residuo cero, y que colaboraron en el evento. Queremos compartir con vosotros esta Guía residuo cero, donde encontrareis todo tipo de alternativas al plástico y a la generación de residuos, centradas en el contexto Balear. 


También os invitamos a mandándonos información sobre otros sitios en las islas Baleares que promocionan productos reutilizables, retornables y a granel. 



Guia Residuo Cero

Comienza una dieta de plásticos de 7 días

Debido a que el plástico es un material químico compuesto por el hombre que no existe en la naturaleza, no se biodegrada como otros materiales. En lugar de ello permanecerá durante siglos, acumulando, contaminando nuestra naturaleza y causando severos problemas ambientales.

Incluso cuando se "desecha" o se fotodegrada, sólo se traslada a un lugar diferente, como a un vertedero, o se descompone en pequeños fragmentos, pero todavía permanece allí. La mayoría del plástico no se puede reciclar más de unas pocas veces y sólo un pequeño porcentaje de plásticos realmente llega a las instalaciones de reciclaje. Una parte se quema mientras otra parte acaba en la naturaleza, contaminando y dañando el medio ambiente y la vida silvestre.

Por lo tanto, realmente no hay una forma de deshacerse de los plásticos. La única manera de resolver los problemas de la contaminación por plásticos es reduciendo nuestro propio uso de los mismos. La verdadera conservación marina comienza en nuestros hogares y en nuestros hábitos cotidianos. Es por eso que te llamamos a unirte a nosotros para nuestra dieta de plástico de 7 días.


Comienza una dieta de plásticos de 7 días

DAY 1. Elije tu bolsa

Para cada bolsa de plástico de un solo uso evitada, estás eliminando varios siglos de contaminación que habría sido causada por tu bolsa. Por lo tanto, en el primer día de la dieta, busca en tu casa un par de bolsas reutilizables o compra unas bolsas hechas de fibras naturales.

Una vez las tienes, colócalas en algún lugar claramente visible y práctico (por ejemplo, cerca de la puerta o en el coche) para que siempre recuerdes llevarlas cada vez que salgas de casa.

Siéntete maravilloso a medida que pones tus productos en tu bolsa reutilizable y natural en lugar de pagar para contaminar tu entorno con una bolsa de plástico de un solo uso.


DAY 2. Remonta la ola hacia un mundo libre de plásticos desechables con tu botella

Echa un vistazo y fíjate si tienes una botella reutilizable tumbada en casa. Si no es así, compra una botella CleanWave reutilizable que incluye recargas gratuitas de agua limpia para el resto de tu vida en cualquier estación de recarga CleanWave alrededor de las Islas Baleares! Contáctanos para recibir más información.

Marca tu botella, vuelve a llenarla con agua filtrada siempre que esté vacía, y sólo por diversión, cuenta cuántas botellas de un solo uso de plástico ya no estás tirando más.

Si eres un adicto al café, consigue tu propia taza reutilizable. Vienen en diseños variados y son fáciles de traer y utilizar cuando compras tu café para llevar.


DAY 3.  ¡Abandona la pajita!

Cuando pidas tu siguiente bebida, dile al camarero/camarera que no sirva tu bebida con una pajita. O si estás comiendo un helado, rechaza la pequeña cuchara de plástico. Si parecen desconcertados, siéntete libre de explicar que no deseas contaminar el medio ambiente con plásticos innecesarios y si te sientes atrevido, también puedes agregar que en realidad deseas que existieran bares y restaurantes libres de plásticos desechables en la zona.

Disfruta de tu bebida sabiendo que cada vez que haces esto, estás concienciando y haciendo a bares y restaurante reconsiderar sus prácticas.


DAY 4. Disfruta de frutas y verduras libres de plástico

¿Has notado que casi todas las frutas y verduras en los supermercados están envueltas en plástico?

Todo, desde ensaladas, pimientos (¡individuales!), bananas ¡lo que sea! Luego nos dicen además que los coloquemos en bolsas de plástico de un solo uso y que usemos guantes de plástico para hacerlo. ¿Es eso realmente necesario, o es sólo una locura? Especialmente teniendo en cuenta que los plásticos contienen toxinas que pueden ser dañinos para los seres humanos!

Durante el día 4, disfruta de tu fruta y tus verduras frescas y libres de plásticos. Compra sólo frutas y verduras en peso suelto y sin envoltorios. Hoy en día se pueden comprar o pedir fácilmente por internet bolsas ligeras de tela reutilizables, para pesar verduras y otros artículos sueltos. También son fáciles de hacer en casa. Obtén o crea algunas de ellas, llévatelas a tu mercado local y elige entre las golosinas. Si compras en el supermercado, ¡mantén a distancia todas las frutas y verduras envueltas en plástico!


DAY 5. Siente el olor del pan recién horneado

No hay nada que huela tan bien como el cálido, acogedor olor a pan recién horneado! Evita los envases de plástico al hornear tu propio pan en casa, o comprando tu pan en bolsas de papel de tu panadería local. ¡Que rico!


DAY 6. De regreso a la tienda

Al comprar galletas, chocolate, cereales, tostadas, etc. elige los que tienen embalaje de papel o cartón. Al comprar paquetes de cerveza y gaseosa, elige los que vengan sin plástico.

Cuando se trata de zumo y otras bebidas haz tu propio zumo recién exprimido o tu batido en casa. Así puedes elegir tus sabores, disfrutar de los beneficios para la salud y salvar el medio ambiente de la contaminación innecesaria.


DAY 7. Cuida a ti mismo y al medio ambiente al mismo tiempo

La mayoría de nosotros no tenemos idea de que muchos de nuestros exfoliantes faciales y pastas dentales están llenos de microperlas, ni que nuestra ropa libera microfibras de plástico cada vez que la lavamos. Estos diminutos y casi invisibles trozos de plástico que vienen en millones en nuestros cosméticos y prendas de vestir es imposible impedir que entren en nuestros mares, donde logran integrarse fácilmente y dañar nuestros ecosistemas.

En el día 7, cuida el medio ambiente mientras te cuidas a ti mismo. Pasa a través de tu rutina diaria de cuidado corporal y trata de ver si puedes reemplazar o eliminar los elementos que contienen plásticos. 

Por ejemplo, sustituye el gel de ducha y el champú en botes de plástico por jabón y champú en barra. También puedes obtener exfoliantes e hidratantes en barra. Si necesitas un nuevo cepillo de dientes, ¿por qué no comprar uno hecho de bambú? O un cepillo para el pelo pelo y de cuerpo de madera en lugar de plástico. En el caso de que uses bastoncillos para los oídos, asegúrate que son de material natural como papel o bambú en vez de plástico.

Utiliza detergente en polvo en caja de cartón en lugar de detergente líquido en botellas de plástico para lavar tu ropa, lávala en el programa más corto y con la mínima temperatura  posible, no más a menudo de lo necesario.

Especialmente la ropa nueva libera grandes cantidades de microfibras, por lo cual reconsiderar nuestros hábitos de compra y comprar sólo la ropa que realmente necesitamos, en sí mismo supondrá una gran diferencia.


Lo lograste!

Al final del día 7, permítete un minuto para reflexionar sobre las opciones que has tomado durante toda la semana y sobre sus resultados.

Toma fotos durante tu semana de dieta plástica y compártelas con nosotros a través de nuestras redes sociales. Inspira a otros a hacer un intento con la dieta, y hasta considera convertir tu semana de dieta plástica en un mes o un año o ¡hasta toda la vida con menos plásticos!

Nunca subestimes el efecto negativo que puedes tener sobre el medio ambiente, pero aún más importante, nunca, pero nunca, subestimes el impacto positivo que tus decisiones pueden crear. Tú eres el impacto.